Ya están camino de Uruguay los dos primeros prototipos de vagón para el transporte de celulosa para UPM

  • Diseñados especialmente para nuestro cliente, forman parte de un proyecto de transporte de mercancías que se prolongará durante 22 años. 

Vagon linkedin 2 copia SP Cred

Con 22 kilos de peso, 17 metros de largo y 64 toneladas de carga, ya se encuentran camino a Uruguay los dos primeros prototipos de los vagones de mercancías con los que transportaremos dos millones de toneladas de celulosa al año desde la planta de UPM en Paso de los Toros hasta el puerto de Montevideo.  

Nuestra empresa concesionaria Cointer, junto a sus socios en el proyecto Grupo Christophersen y Deutsche Bahn International Operations, se encargará de ello durante 22 años. 

Los vagones han partido hacia Uruguay desde el puerto de Bilbao, donde tuvo lugar la la realización de importantes maniobras para su correcta colocación y transporte durante una jornada en la que, aunque soleada, se registraron rachas de viento de hasta 72 km/hora.  

Vagones ad hoc 

En concreto, los vagones, que han sido diseñados especialmente para este proyecto, disponen de características antivandálicas (lona, cubierta superior y testeros metálicos) y son estancos al agua, requisito fundamental solicitado por UPM. En este sentido, cuentan en su interior con una solución antideslizante que evita que la carga se desplace durante el transporte. 

Además, tiene cuatro ejes de capacidad (25 t/eje) y cumplen los estándares europeos, aunque su circulación y homologación no está prevista en Europa, sino solo en Uruguay. El ancho de vía por el que circularán es el ancho internacional UIC (1.435 mm). 

Por otro lado, el proceso de carga y descarga de celulosa se realizará por la cubierta superior, la cual cuenta con un sistema de apertura y cierre eléctrico, existiendo también un sistema manual alternativo. 

Centro de operación y mantenimiento 

Recientemente y también en el marco de este proyecto en el que están previstos convoyes de hasta 26 vagones traccionados por una única locomotora, hemos celebrado el acto de primera piedra del que será un gran centro de operación y mantenimiento ferroviario, y que dará servicio a la fábrica de celulosa de UPM. 

El complejo, de cuya construcción se encarga Cointer junto con Grupo Christophersen a través de la sociedad PorTren, estará compuesto por un taller de 3.000 m2, que estará equipado para dar servicio a toda la flota de material rodante, y una zona administrativa de 1.000 m2. 

Durante su construcción se crearán aproximadamente 100 empleos y 75 durante la explotación.